"Agiliza tu cuerpo, agiliza tu mente"

NE DO KWAN

Escuela de Artes Orientales desde 1986

  • RSS
  • Facebook
  • Twitter

TALLERES DE INICIACIÓN A REIKI

WhatsApp Image 2016-08-28 at 21.49.23

Mikao Usui

En esta Escuela se organizan talleres de 1º, , 3º nivel y Maestría de Reiki.

En cada nivel se proporciona manual y diploma acreditativo.

REIKI

Es un sistema de transferencia de energía a través de las manos, que ayuda a disolver los bloqueos

energéticos y a conseguir el equilibrio en los planos físicos, emocional y mental. Este método ancestral fue recuperado para la humanidad por Mikao Usui (Japón, 1865-1926) tras años de estudio y

meditación, él fue quien lo rebautizó con el nombre de Reiki, que significa Energía Universal.

De acuerdo con el Kanji (alfabeto japonés) sus componentes son REI y KI. REI significa “Espíritu Trascendental”, “Esencia” y se refiere a la “Energía Cósmica”, que interpreneta todas las cosas, la sustancia primordial de la que todo está hecho. KI es “Energía Vital”, la parte de la energía universal que se individualiza en cada ser y que fluye a través del cuerpo por diversos canales (meridianos, nadis,…)

La vitalidad de cada ser vivo depende del equilibrio y movimiento del KI y éste a su vez depende de su conexión con la Energía Cósmica. Todo desarreglo físico, emocional, etc., se corresponde con un desequilibrio energético o bloqueo del KI que impide o dificulta la conexión y nutrición directa con la Fuente Universal.

En una sesión de Reiki la energía cósmica entra en el ser humano, interacciona con la energía vital y reequilibra los distintos planos que lo configura.

Como es arriba es abajo, como es la energía cósmica al universo, es el Ki al ser humano (orden análogo).

La salud mental y física se consigue equilibrando el Ki -pequeña cura-. El desarrollo espiritual viene atreves de la conexión con la energía cósmica Rei -gran cura-.

Usui decía que su método combina la sanación espiritual y la energética, Microcosmos-Macrocosmos.
Ryoho (Ho) en japonés significa “método”. El método Reiki consiste en desbloquear los canales que nos conectan con la fuente universal para que se restablezca el flujo de energía. Esto se logra mediante sintonizaciones o alineaciones energéticas, que en japonés se llaman Reiju, y que fueron desarrolladas por Sensei Usui con el fin de capacitar a las personas con la cualidad de sanar, o sea, canalizar energía y transferirla de una manera eficaz y segura.

La alineación la realiza un Maestro capacitado y una vez obtenida, el practicante debe mantener su pureza y desarrollar su nivel de conciencia a través de la práctica. El arte del Reiki es el arte del no-hacer, de convertirse en canal a través del cual la Energía Cósmica fluya libremente.

El Reiki considera a la persona de forma holística (global), teniendo en cuenta no solo la supresión de la patología, sino devolverla además un estado natural y deseable de equilibrio y bienestar.

Es una terapia inocua tanto para el practicante como para el receptor, libre de efectos secundarios, ya que la energía fluye en una sola dirección, del cosmos hacia el receptor, el practicante actúa como canal mediador y no absorbe toxinas o energía negativa del receptor. Este método no intenta disipar la energía negativa del receptor, sino que se eleva su vibración energética al sintonizarlo con la más alta vibración de la Energía Universal.

Esta energía se ofrece al yo interior del receptor, que la utilizara de la forma más adecuada para sí, según el plan global de su vida. De esta forma nunca recibe más energía de la que es capaz de asimilar.

El Reiki no es un sistema religioso o filosófico y es compatible con cualquier ideología o creencia.

El Reiki es una herramienta prodigiosa que nos ayuda a recuperar la conexión, a eliminar los bloqueos que obstaculizan el camino.
Con la practica nos vamos deshaciendo de nuestros apegos a las creencias e identidades que nos limitan, nuestra conciencia se expande progresivamente, desarrollando y aumentando nuestra capacidad de sanación, poco a poco el sentimiento de que estamos separados, de los demás y del medio, se desvanece y percibimos cada vez más la Totalidad que solos.

Reiki escrito en Shinjitai

Reiki escrito en Shinjitai

El amor es la energía-conciencia más elevada del universo, se expande en todas direcciones a parte iguales, como el sol irradia por igual en todas direcciones.

El camino de Reiki es un camino de amor. Amor primeramente hacia nosotros mismo, como manifestaciones de la Energía Universal, facilitando nuestro propio desarrollo personal, amor hacia nuestro prójimo, cuando actuamos como canales de energía en su beneficio.

Y sobre todo amor al Absoluto, al ayudarnos a encontrar nuestra identidad real y ocupar nuestro sitio en el cosmos.

NIVELES

Mikao Usui enseñó tres niveles o grados de Reiki, cada nivel es completo en sí mismo y supone un salto cuántico en nuestro proceso de crecimiento que al elevar nuestro nivel de resonancia nos permite el acceso a distintos planos energéticos más sutiles.

1º NIVEL

La alineación del primer nivel tiene un poderoso efecto sobre el cuerpo físico y etérico y lo abre para que pueda canalizar mayores cantidades de energía.

Se eleva el nivel vibratorio de los cuatro centros de la parte superior del cuerpo humano (chakras), el cardíaco (corazón-timo, amor), laríngeo (tiroides y paratiroides, comunicación), frontal (pituitaria o intuición, hipotálamo control y temperatura), y corona (pineal, conciencia espiritual).

Capacita a la persona para transmitir energía en el ámbito del cuerpo físico (físico, doble etérico, sistemas de canales y etérico) para sí mismo y para otros. Es recomendable aparte del auto-tratamiento, el intercambio de energía entre los practicantes, con el objetivo de ampliar su capacidad energética. Así cada uno vivirá la experiencia como canalizador y como receptor de Reiki. Esa práctica irá enriqueciendo su bagaje de conocimiento y experiencia, cuanto más se utilice más se amplifica el canal.

2º NIVEL

En el segundo nivel, también conocido como mental, se enseña a trabajar con los patrones emocionales y mentales, se transmiten los símbolos básicos de Reiki y como usarlos y se aprende a canalizar la energía a distancia. Aquí se pone gran énfasis en el ajuste de los cuerpos emocional y mental.

Se requiere haber hecho el 1er Nivel y haber realizado suficientes practicas (3 – 6 meses). No es conveniente iniciarse de 2o Nivel inmediatamente después del 1o, pues los procesos que se verifican en el plano emocional y caracterológico se verían perjudicados (cuando se trata de hacer florecer el alma, la rapidez no es sinónimo de mayores logros).

3º NIVEL

Se aprende los símbolos de la maestría que amplifican el poder de los aprendidos en el 2o Nivel.
Lleva al alumno a encontrar su verdad más real, a la etapa de aprendiz constante y consiente, a tocar su propio karma y asumir la responsabilidad en su propia vida, reconociendo que uno mismo es el maestro de su destino.

Debe trascurrir un periodo mínimo de 6 a 12 meses entre el 2º y el 3º Nivel.

MAESTRÍA

Se transmiten los protocolos de Reiju (alineaciones) y los conocimientos para transmitir el Reiki a otras personas, cuando se sienta preparado y dispuesto para realizar esta importante función. El alumno asume el compromiso de hacerlo siempre guardando el más absoluto respeto por el trabajo realizado por los Maestros que lo presidieron.